Streaming de videojuegos, ¿el adiós definitivo al formato físico?

Lo que verdaderamente une a Netflix, Spotify o Apple Music es su capacidad de ofrecer el contenido multimedia sin la necesidad de disponer del formato físico. Una realidad imperante que todavía no ha cuajado en la industria de los videojuegos. Se descargan, eso sí, cada vez más títulos a través de plataformas online. Microsoft, PlayStation o Steam son las principales, pero al final la papeleta se resuelve brindando en bandeja el producto, que previamente hay que instalarlo en la plataforma en la que se desea consumir.


Pero la venta digital parece imparable. Ya es un primer, y muy importante, paso. Los datos de la Asociación Española de Distribuidores y Editores de Software de Videojuegos (AEVI) ponen de manifiesto que de los 1.163 millones de euros que mueve el sector en España, 382 millones pertenecen al consumo online, un 32% del total. Una oportunidad que las empresas desarrolladoras no quieren perder, por lo que trabajan a pico y pala para ofrecer contenido digital periódicamente, lanzar actualizaciones en forma de contenido adicional (los DLC en el argot de los aficionados).


La presencia de modos multijugador online, que ofrece una tremenda rejugabilidad de los videojuegos, es una pata importante dentro de la industria y que ha incentivado, a su vez, a la aparición del fenómeno de los deportes electrónicos o «eSports». Un escenario que cada vez va a más pero que no se ha logrado el éxito en un área determinada, la distribución «streaming». Y eso que la tecnología está preparada para ello. Por esta razón, a firmas como Google le ha picado el gusanillo para querer meterse en este negocio en el que ya se han metido Nvidia, PlayStation y Microsoft.


El gigante de las búsquedas, según las primeras filtraciones a las que tuvo acceso «The Information», prepara un servicio «streaming» para el consumo de videojuegos. Con ello, los usuarios no necesitarán de discos físicos para disfrutar de ciertas experiencias virtuales y toda la información circulará por la «nube». Algo que, para ello, cobrará gran importancia la solvencia y latencia de las conexiones de red. Se trata de una plataforma similar a PlayStation Now cuyo nombre en clave se conoce como Yeti. Por ahora, solo ha trascendido que será compatible también con su reproductor multimedia Chromecast, pero se desconoce el contenido que puede albergar.


En el caso de la plataforma de Sony, a través de una suscripción los usuarios tienen acceso a una librería formada por 600 títulos de relumbrón como «Red Dead Redemption», «Mafia II» o «Fallout New Vegas», así como algunos exclusivos de la talla de «The Last of Us» o «God of War III». Algo parecido es lo que ha impulsado Microsoft con Xbox Game Pass. Mediante un pago mensual (9,99 euros), los videojugadores tienen acceso a una especie de «Netflix para los videojuegos». Desde ahí se puede incluso disfrutar de los nuevos juegos exclusivos para Xbox en el momento de su lanzamiento, aunque es necesario descargarlo previamente.


Una marca que sí parece que ha dado en el clavo es la firma especializada en componentes Nvidia. Con su sistema GeForce Now, los usuarios también pueden comprar los títulos de manera individual. Por ahora se pueden encontrar un centenar de títulos como «Outlast 2», «Borderlands 2», «The Witcher III», «The Surge» o «Torment». Una de sus virtudes es haber soportado esta infraestructura mediante sus tarjetas gráficas más avanzadas y su dispositivo Nvidia Shield.
Read The Rest at : ABC.es

Top News